Una medida inédita adoptó el Rector de la Universidad de Santiago de Chile, Dr. Juan Manuel Zolezzi Cid, quien da cuenta de la negativa del Plantel que dirige de firmar el Convenio de Transferencia de Recursos entre el Ministerio de Educación y esta Casa de Estudios estatal y pública, para el Programa de Acceso a la Educación Superior (PACE).

La decisión tiene que ver –como asevera– con que “no es conveniente suscribir este convenio mientras no se resuelva la cobertura de gratuidad de los estudiantes que no pertenecen al 50% más vulnerable, quienes hoy ascienden a prácticamente el 30% de los ya matriculados en las cinco instituciones con las que trabajamos por esta vía de ingreso”.

Zolezzi advierte que el PACE se definió precisamente como una política destinada a estudiantes vulnerables. “La gratuidad para estos jóvenes fue comunicada en diversas instancias por el mismo ministerio y ratificado previo al proceso de matrícula, pero ahora resulta que nos informan que no dispondrán del financiamiento comprometido. Este cambio permanente en las reglas del juego, no es admisible”.

Junto con detallar que a pesar de haber enviado dos cartas a la ministra de Educación, Adriana Delpiano, solicitándole que interviniera para corregir las negativas condiciones en las que queda el PACE, el Rector Zolezzi advierte que aún no reciben ningún tipo de respuesta para entender las razones por las que se modificó lo pactado.

La máxima autoridad de la Universidad de Santiago destaca que “la situación de quienes no han recibido gratuidad no se finiquita con la asignación de becas, pues varios de ellos aún no tienen beneficios, además de que las becas no cubren la matrícula, ni la diferencia respecto del arancel referencial, lo que genera una situación de deuda para estos estudiantes”.

Si bien el compromiso de la Universidad de Santiago de Chile con el PACE es absoluto, el Rector Zolezzi insiste en que se modifiquen las condiciones para poder suscribir el convenio.

“Esta decisión obedece a la necesaria proyección de viabilidad que un programa de estas características demanda y que reconocemos a partir de nuestra tradición, trabajando con establecimientos por medio del Programa Propedéutico, lo que en cualquier escenario y con independencia del PACE, esta Universidad preservará, ofreciendo oportunidades de formación y cupos de continuidad en la educación superior a aquellos estudiantes talentosos del ciclo final de enseñanza media”, manifiesta de manera enfática la autoridad.

Otro de los aspectos que cuestiona el Rector Zolezzi es que el convenio propuesto por el Mineduc considera ofertar 486 cupos por vía PACE para el 2017, situación que anticipa no resulta factible, por cuanto representa un crecimiento de un 15% de la matrícula actual.

“Este aumento está muy por encima de la capacidad de acoger a los estudiantes en las condiciones que se requieren para el proceso formativo, pues hay que considerar aspectos como infraestructura y equipamiento”, añade finalmente Zolezzi.


[mi][mi]

Related Post

[mi]