Ronaldinho fue ovacionado de manera espectacular por la hinchada del PSG en el Parc des Princes.

Ronaldinho fue invitado de honor en el partido de la Ligue 1 entre PSG y AS Mónaco para, además de recibir un homenaje institucional, hacer el saque inicial en el Parc des Princes.

Como era de esperarse, el mago brasileño fue recibido de una manera espectacular. La afición del PSG, club en el que jugó cuando inició su aventura europea, coreó su nombre y se le entregó para reconocerlo como un ídolo.