Ángela Jeria, madre de la Presidenta Michelle Bachelet y esposa del fallecido general del aire Alberto Bachelet, asesinado por la dictadura en 1973, se refirió hoy a la liberación de uno de los torturadores de su marido: El coronel en retiro Edgard Ceballos, quien fue sacado de prisión por orden del juez Mario Carroza luego que dos informes –del Hospital de la Fuerza Aérea y del Servicio Médico Legal- declararan que padecía demencia mixta.

Las personas que no están en condiciones buenas de salud, que en realidad ya no saben si quiera de qué es su vida. No tiene sentido que sigan presas, dijo Jeria.

La madre de la Presidenta añadió que yo pensé que todo lo que me pasó a mí fueron actos de deshumanidad, pero pienso que no tengo por qué tenerlos yo, eso es lo que sí rescaté siempre. No somos iguales.

No hablo de perdón, porque el perdón es cuando se lo piden y nadie me lo pidió a mí nunca, sino lo que yo creo de la vida y las personas, respeto a todas las personas, agregó.

Jeria emitió estas palabras mientras asistía al acto oficial por el aniversario de Carabineros, y coincidiendo también con el cumpleaños de su fallecido esposo.


Related Post

[mi]